Guía de Jardinería

Cilandro: el perejil chino Artículo Publicado el 29.09.2014 por Carolina

El Coriandrum sativum o cilandro es una planta herbácea, de cultivo anual, emparentada con las apiáceas y único ejemplar del género Coriandrum. Originario del continente asiático al cilantro también se le conoce con el nombre de perejil chino y como perejil árabe. Se lo conoce con otros nombres como Cilantro, Coriandro, Perejil chino, Perejil árabe, Culantro, Anisillo, Culandro.

El cilantro 1

Sus matas poseen tallos erectos y delgados que alcanzan el metro de altura en condiciones óptimas de cultivo. Sus hojas son de color verde brillante.

El cilantro 2

Cuando llega a su madurez produce unas flores pequeñas y blancas que contienen las semillas. Estas flores aparecen en verano.

Esta planta se utiliza para realizar productos con fines medicinales (una de sus propiedades es eliminar las flatulencias y los problemas de estómago); y como condimento para cocinar (junto con otras especias, por ejemplo, se emplea en la elaboración de embutidos, también participa en la preparación del curry).
Sus frutos deben recogerse a primera hora de la mañana son de un olor intenso. Hay que tener en cuenta que todas las partes de la planta son comestibles, aunque son sus hojas frescas y las semillas secas las que se reclaman para uso culinario con mayor frecuencia.

Esta planta es muy fácil de cultivar y está especialmente indicada para quienes quieren disfrutar de un huerto en casa. Para ello debemos tener en cuenta las siguientes indicaciones:

  • La cosecha debe colocarse en un lugar que esté muy bien iluminado y donde permanezca protegido del viento.
  • Si vamos a plantarlo en maceta debemos escoger una de estilo jardinera. Esto es, que tenga al menos cuarenta y cinco centímetros de ancho, y unos veinte centímetros de profundidad.
  • Las semillas de cilandro deben sembrarse en hileras, a un centímetro de profundidad, con treinta centímetros de separación entre unas y otras. Necesitarán mucha humedad para germinar.
  • Tardan muy poco tiempo en germinar. De hecho, a las tres semanas de su plantación ya podremos disfrutar de una pequeña planta. Esto significa además, que si quieres disfrutar de cosechas frescas durante toda la temporada de cultivos, debes volver a comenzar su cultivo a las tres semanas de haber iniciado el primero.
  • La cosecha puede realizarse cuando los tallos del cilantro alcancen los quince centímetros de longitud.
  • Nunca debemos recoger más de un tercio de la planta ya que podríamos debilitar la planta.
  • Para su desarrollo requiere suelos calcáreos.
  • Podemos abonarla si nuestra tierra es muy pobre, pero nunca debemos utilizar nitrógeno puro en ello porque resulta mortal para la planta.
  • Aunque es de clima seco, su riego debe ser constante pero en cantidades limitadas (nada de empapar la tierra) ya que puede provocar la aparición de hongos y provocan enfermedades en la planta.
  • El cilantro sufre los ataques del pulgón del coriandro y de los ya referidos hongos.

El cilantro 3


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (1)

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share