Guía de Jardinería

Cyclamen o Violeta de los Alpes Artículo Publicado el 27.07.2018 por Flavia

Numerosas especies del Cyclamen se presentan para el cultivo en interiores. Si las cuidas adecuadamente, podrás conseguir plantas atractivas con una hermosa floración que se adaptan a ambientes luminosos. La Violeta de los Alpes presenta una amplia gama de colores, escarlata, rosados, rojos intensos, blanco, matizados.

Cuidado de la Violeta de los Alpes en ambientes calefaccionados

Escoge ejemplares que inicien su floración para que se adapten al medio. Las plantas en plena floración no lograrán adaptarse en ambientes cálidos. El cambio de maceta activa el crecimiento de las raíces con una mayor absorción de agua, atenuando los efectos de la transpiración del follaje. Utiliza un sustrato compuesto por 5 partes de resaca de río, 3 partes de turba, 1 parte de arena y 1 parte de harina de huesos, y riega moderadamente, dos o tres veces por semana.

El marchitamiento de las hojas de la Violeta de los Alpes por excesiva transpiración no debe controlarse como en otras especies con pulverizaciones. Para solucionarlo deberás colocar la planta en un plato con arena mojada o en un recipiente más grande cubierto con turba húmeda.

Cultivado en interiores no precisará fertilización; en algunas oportunidades el uso incorrecto del fertilizante genera el secado de los botones florales y la pérdida de follaje. Para estimular la floración realiza una aplicación de ácido giberélico cuando se realiza el cambio de maceta. Los compuestos derivados del ácido giberélico debe aplicarse en pulverizaciones respetando siempre las cantidades que se indican en el producto.

Importante

  • Ubica la Violeta de los Alpes alejada de los radiadores o de artefactos de calefacción.
  • Limpia el follaje periódicamente con un pincel y remueve las hojas dañadas desde la base.
  • Evita el agua sobre el follaje cuando se riegue.
  • Recuerda que no deberían rociarse sus hojas ni mantener sumergida la planta. Para crear un ambiente húmedo deberás mantener la turba que rodea la maceta húmeda.
  • Traslada la planta a un lugar fresco y reparado del viento durante 36 horas cada 3 días.
  • Para mantener una floración continua deberás cultivar el ciclamen en un ambiente fresco con temperaturas que no superen los 15 ºC. En estas condiciones será suficiente proporcionarle un riego cada 3 o 4 días; evita el rociado sus hojas y protégelo de la luz solar directa.


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (0)

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share