Guía de Jardinería

Bonsáis de interior: cuáles son y cómo cuidarlos Artículo Publicado el 15.12.2014 por Carolina

No todos los bonsáis son aptos para el interior de nuestra vivienda. Así pues, si estamos pensando en adquirir o regalar algún ejemplar bonsái para decorar un hogar debemos informarnos antes sobre las variedades que se adaptan a estas condiciones y la forma en que debemos proporcionarles los cuidados.

Ficus Retusa

Ficus Retusa

Algunas de las especies de bonsái que mejor crecen en el interior son las siguientes:

  • Ficus retusa, benjamina, panda, nerifolia y compacta.
  • Carmona microphylla.
  • Murraya paniculata.
  • Sageretia teezans.
  • Serissa phoetida.
  • Ligustrum sp.

Una vez adquirido el bonsái debemos tener cuidado sobre dónde colocarlo pues de ello dependerá la temperatura que reciba nuestro ejemplar.  Si se trata de una planta de origen tropical, el interior de la vivienda es un espacio ideal en el que desarrollarse, pues la temperatura no varía de la mañana a la noche. Y tampoco sufre grandes variaciones entre el invierno y el verano.

Murraya paniculata

Murraya paniculata

Otro factor  importante es la cantidad de luz que va a recibir nuestro bonsái. En este sentido, es importante que la planta no se coloque cerca de la ventana, pues el efecto de lupa (que resulta de la concentración de los rayos solares sobre el cristal) puede quemar las hojas de las plantas y acabar dañando a todo el árbol. Si aún así nos vemos abocados a colocarlo cerca de la ventana, hay que procurar colocar una cortina que no sea demasiado tupida.

Ligustrum sp

Ligustrum sp

Las mejores ventanas son las que están orientadas al sur o al este. Pues estas ventanas son las que reciben mayor número de horas de sol al cabo del día.

El bonsái debe recibir un mínimo de cuatro horas diarias de luz, por lo que también debemos estudiar este factor a la hora de colocarlo en un espacio u otro. Así pues, si nos vamos a ausentar de nuestra vivienda, debemos dejar las persianas levantadas, incluso cuando el día amenaza lluvia.

Es importante que, en el interior de las viviendas, se rote a las plantas 180 grados una vez cada quince días. De esta manera nos estaremos asegurando de que todas las partes de la planta reciben la misma cantidad de luz.

Sageretia Teezans

Sageretia Teezans

También es importante que mantengamos constante cierto grado de humedad. Especialmente cuando en la habitación en la que se encuentra el bonsái tiene calefacción o aire acondicionado. Esto hace que se desequen las hojas aunque estén bien regadas y que genere otras nuevas. Es decir, veremos cómo se caen las hojas de nuestro árbol, pero no hay que echarse las manos a la cabeza.

Para evitar esta posible desecación, conviene pulverizar las hojas con agua varias veces al día o colocar una bandeja con grava mojada bajo las macetas. También se pueden comprar humidificadores o fuentes que reciclan el agua. Colocándolos cerca de la planta se les proporcionará humedad constante.

Serissa Phoetida Variegada

Serissa Phoetida Variegada


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (1)

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share