Guía de Jardinería

La ophrys apifera: una flor con forma de abeja Artículo Publicado el 26.12.2014 por Carolina

Conocida también como orquídea abeja o yerba de abeja es una flor monopodial y terrestre muy habitual de los paisajes de Oriente Medio y de la península de Anatolia, aunque es posible encontrarla en toda la cuenca del Mediterráneo en países del Cáucaso.

Ophrys apifera 1

Son plantas silvestres que alcanzan los 50 centímetros de altura, aunque lo habitual es que tengan 30 centímetros. Crecen a partir de un tubérculo subterráneo de donde nace un tallo sencillo sin ramificaciones.  Tienen hojas oblongas de color verde azulado.

Ophrys apifera Bluete

Ophrys apifera Bluete

La ophrys apifera florece en primavera y mantiene sus flores hasta bien entrado el verano. En este momento es cuando produce un pico compuesto de una a doce flores. La característica principal de estas flores reside en la forma de su labelo, que imita al abdomen de una abeja hembra con una forma que termina en pico y es de color pardo rojizo. De esta manera, las plantas atraen a las abejas masculinas para que polinicen las flores. En la mayoría de los casos estas plantas recurren a la auto-polinización.

Ophrys apifera 2

Hay numerosos ejemplares de esta variedad de orquídea, siempre imitando la forma de insectos polinizadores. Las más populares son: la Ophrys fusca (que imita a una abeja oscura); la Ophrys lutea (abeja amarilla); la Ophrys speculum (conocida también como abeja espejo); la Orchis papilionácea (cuyo labelo imita a una mariposa); y la Orchis purpurea (orquídea púrpura u orquídea dama).

Ophrys apifera 4

Su fruto es una cápsula alargada que tiene una única cavidad. Llegan a contener cerca de 12.000 semillas, aunque la mayoría no es polinizada.

Ophrys apifera (color rosa)

Ophrys apifera (color rosa)

Son muy fáciles de cultivar. Así pues, si queremos obtenerlas debemos tener en cuenta lo siguiente:

  • No es una planta muy exquisita en el tipo de suelo que requiere para crecer. Así, es posible encontrarlas en prados y zonas aclaradas de matorral y bosque; es decir, los suelos calizos.
  • Prefieren terrenos húmedos, por lo que debemos cuidar que estén en sombra y que no les falte agua. Eso sí, necesitan suelos bien drenados.
  • Se desarrollan en otoño e invierno, permaneciendo aletargadas durante el verano.
  • Son plantas que sobreviven al frío y a las nevadas del invierno si no son excesivamente duras.
  • Requieren sombras parciales.
  • Son plantas muy sensibles a los fertilizantes y a los fungicidas, ya que matan los hongos con los que crecen en simbiosis. Por lo que debemos tener cuidado si los empleamos.

Se trata de una flor muy popular que incluso es la flor del condado de Bedfordshire. En la actualidad es una especie protegida.

Ophrys apifera 3


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (2)

  • Responder

    MARY ha escrito el 07.02.2015 a las 03:32

    me encantan las orquideas.....

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share