Guía de Jardinería

Cuidados del pino Artículo Publicado el 06.12.2018 por Flavia

El pino es un género importante que se encuentra compuesto por 100 especies distintas, casi todos originarios del hemisferio norte. Algunas de las especies son de desarrollo muy pequeño y demora varios años en llegar al metro de altura, siendo ideales para el balcón, el patio y la terraza. Las otras especies pueden superar los 30 o 40 metros de altura y son indicadas para parques y jardines. Continúa leyendo para conocer los cuidados del pino.

Quizás también te pueda interesar: Plagas: la procesionaria del pino

Además de tener gran importancia desde el punto de vista de la jardinería y decoración, el pino es un género con gran valor económico, pues de las especies que forman bosques se pueden extraer piñones comestibles, resina, pasta de papel y madera de ebanistería, entre otras cosas.

¿Cómo cuidar al pino?

Todos los componentes del pino son versátiles en cuanto a emplazamiento, climatología y suelo. Por lo general, toleran cualquier tipo de tierra de jardín y en cuanto al emplazamiento prefieren situaciones soleadas. Aunque no es necesario, toleran la poda. A algunas especies hay que darle una poda de formación durante los primeros años de crecimiento para que adopte la forma adecuada.

Cómo propagar el pino

El método más sencillo y eficaz de propagar el pino es mediante semillas, las cuales pueden ubicarse en macetas, dos o tres por unidad al final del invierno. En algunas variedades, cuya semilla no es fértil, se debe recurrir al injerto de cuña de lado que debe llevarse a cabo en invernadero, y en invierno, en regiones templadas, al aire libre.

Como podrás ver los cuidados del pino son simples, y el único problema que podría llegar a presentar es el ataque de la Oruga procesionaria o Procesionaria del pino. La mejor época para luchar contra ella es de finales del invierno hasta principios de la primavera, que es cuando descienden del bolsón para enterrarse.

Importante: esta oruga es un riesgo para tu familia y mascota, ya que en personas alérgicas podría ocasionar anafilaxia y en los perros podría provocar muerte por asfixia. Estate atento en primavera para evitar accidentes.


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (0)

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share