Guía de Jardinería

Plantas Carnívoras: Heliamphora Artículo Publicado el 05.01.2010 por Antonella

Estas extravagantes plantas carnívoras, originarias de las estepas venezolanas, Guayana y norte de Brasil, tienen gran número de especies aún sin ser detalladas. Son parte de la familia de las Serracenas, pero a diferencia de estas, no posee la terminación “de tapa” en el borde de sus hojas. Las Heliamphoras no toleran el frío.

Crecen a partir de un rizoma formando unos “jarros” que se disponen en forma de roseta y se llenan de agua de lluvia. Los pequeños capuchones que se ven por encima segregan néctar para atraer insectos, los cuales resbalan al adentrarse en el jarro y se ahogan.

Para su cultivo al igual que para casi todas las plantas carnívoras se aconseja el sistema de bandeja. Como preferecia de recipiente de cultivo, están las macetas de plástico, aunque mientras tengan buen drenaje, soportan las de arcilla o cerámica.

Esta planta se adapta bien a sustratos con bajos nutrientes y buen drenaje. Turba, arena y perlita a partes iguales. Como toda carnívora, necesita agua destilada a temperatura ambiente.

Necesitan mucha luz y calor, pero si se la cultiva en una zona fría, no prosperará en el exterior, por lo que requerirá sumos cuidados en cuanto a vientos, bajas temperaturas y heladas.

Tarda cuatro semanas en llevar a cabo su floración, pero sus flores son hermosas, similares a los tulipanes. Para polinizarse, requieren de insectos, y permiten la extracción de polen para realizar la fertilización cruzada. Su crecimiento es lento si se usan semillas. Le agradan los fertilizantes de orquídeas.

Si te interesa, vale la pena el esfuerzo.


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (0)

© 2016 www.guiadejardineria.com