Guía de Jardinería

Cultivo del evónimo Artículo Publicado el 17.08.2015 por Javi

El evónimo o Euonymus es un género de plantas ornamentales ampliamente usadas para crear setos de separación y fronteras. Pertenecen al género evónimo diferentes especies de arbustos de hoja perenne o caduca, casi todos caracterizados por un crecimiento muy lento. La variedad más conocida es el Euonymus alatus que tiene una densa red de ramas cubiertas de numerosas hojas ovaladas, brillantes, céreas y de color verde brillante (también hay especies con hojas variegadas).

cultivo-del-evonimo-01

En la primavera el arbusto florece con unas pequeñas flores de color verde o púrpura. Estas flores se transformarán en pequeñas bayas de color oscuro o rosa que contienen una pequeña semilla de color marrón oscuro.

cultivo-del-evonimo-02

Entre el gran número de especies de este género hay que destacar el Evonimo fortunei, un pequeño arbusto perenne con hojas ovales de color verde; el Evonimo europaeus, un arbusto de hojas caducas que produce bayas de color rosa y semillas anaranjadas. También es muy habitual encontrarse con el Evonimo japonicus o bonetero japonés.

cultivo-del-evonimo-03

Para plantar cualquier variedad de evónimo buscaremos zonas soleadas con preferencia aunque crece igualmente a la sombra. Toleran igualmente el frío y el calor intenso. Prosperan en cualquier tipo de suelo. En cuanto a sus necesidades hídricas quedarán cubiertas con un riego regular en verano y durante los períodos de sequía prolongada. Por el contrario en invierno habrá que espaciar bastante más los riegos.

cultivo-del-evonimo-04

La multiplicación de los evónimos se hace por semillas en otoño y por esquejes de ramas semileñosas a principios de la primavera si se trata de especies de hoja perenne; en cambio si son especies de hoja caduca los esquejes habrán de ser de madera leñosa. Para mantener los arbustos compactos y densos hemos de podar las ramas muertas o dañadas a una cuarta parte de su longitud. La poda debe realizarse en otoño antes de la llegada de los fríos invernales. Las plagas que con mayor frecuencia suelen atacar a estos arbustos son los ácaros, pulgones y cochinillas.


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (0)

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share