Guía de Jardinería

Características y cultivo de la telopea Artículo Publicado el 19.12.2016 por Javi

La telopea o waratah es un gran arbusto o pequeño árbol originario de Australia y Tasmania. En realidad se trata de un género formado por cinco especies diferentes. En esta ocasión nos referiremos en concreto a una de ellas, la Telopea speciosissima, también conocida como waratah de Nueva Gales del Sur. Se puede cultivar en cualquier zona de clima templado o tropical. Sus hojas son perennes y alcanza una altura de unos 3 metros de altura.

En condiciones ideales florece y fructifica durante todo el año. La telopea es una planta muy robusta y de tallos leñosos que la hacen muy apetitosa para la jardinería ornamental. Este arbusto está dotado de lignotuber, un engrosamiento del cuello de la raíz, que le permite volver a brotar incluso cuando se ha quemado toda la parte aérea de la planta. Sus flores, grandes, de unos 15 cm de diámetro son muy llamativas. El verde follaje compuesto por hojas alargadas de color verde intenso tampoco se queda atrás.

El cultivo de la telopea debe realizarse a pleno sol o en sombra parcial. El suelo será de preferencia arenoso y rico en materia orgánica. El riego debe ser regular y abundante para que llegue bien a la raíz pues esta es bastante profunda. Se han desarrollado cultivares con flores de color blanco y rosas, champán y amarillas. Las plantas originales tienen las flores de color rojo.

No es una planta de fácil cultivo pues hay que respetar a rajatabla sus necesidades. Por tanto no es un arbusto para principiantes sino para jardineros con una cierta experiencia. Se suele cultivar de forma aislada o formando grupos. Una disposición habitual es bajo la sombra de grandes árboles. La telopea es susceptible a sufrir diversas plagas, hay que vigilarla regularmente al respecto. La poda constante de limpieza es fundamental para mantener su salud y evitar las molestas plagas.


Artículos Relacionados

Escribir Comentario Comentarios (0)

© 2016 www.guiadejardineria.com

Share